Habitación de niña: 10 ideas de decoración– Lenny et Alba

Habitación de niña: 10 ideas de decoración

Habitación de niña: 10 ideas de decoración

¿Una niña pronto alegrará tus días en casa? Todo debe estar listo para su llegada. ¿Has pensado en ropita rosa, pastel, blanca o amarilla? Perfecto. Ahora hablemos de su futuro dormitorio. ¿Alguna vez has pensado en cómo planeas decorarlo? ¿Qué colores elegir? ¿Cómo amueblarlo?

La decoración de la habitación de tu angelito debe reflejar su carácter. Debe ser único, personalizado y sobre todo cómodo, para que pueda pasar buenos ratos allí y dormir con total tranquilidad. En este artículo te presentamos 10 ideas para decorar la habitación de tu hija.

Ideas para decorar y organizar tu dormitorio

Los colores, la decoración, los juguetes, la cama …, debes tener todos estos puntos en cuenta a la hora de cuidar la habitación de tu futuro bebé. No siempre es fácil encontrar los mejores muebles y todo el equipamiento para el dormitorio de tu pequeño. Lo mismo ocurre con la forma en que organizas los muebles. A continuación se ofrecen algunos consejos que le ayudarán.

1—Adopta un color suave y brillante

En una habitación destinada a una niña, elija un tono suave como color dominante. Cuando hablamos de una niña, los primeros colores que nos vienen a la cabeza son el rosa, el blanco, el rojo, el amarillo y los pasteles. Muy buena idea, pero también puedes optar por colores masculinos claros. ¡No más distinciones, haz lo que quieras! De todos modos, para los revestimientos de la cuna, cortinas y otros muebles, como un sillón o un sofá, puedes recurrir a estos tonos.

No caigas en la trampa de la monotonía. Los colores atraen la atención del niño. Estimulan su apariencia visual, importante durante los primeros meses de su vida. Luego puedes variar los colores, sin dejar de seguir el tema del dormitorio de niña.

Si tienes paredes blancas, apuesta por el rosa para el revestimiento de los muebles y el pastel para detalles como los cojines y la alfombra. También puedes añadir algunos toques de marrón amaderado a la decoración, para recordar el lado natural de la habitación. El objetivo es jugar con los colores para que tu hija viva en un ambiente luminoso, espacioso y colorido.

2—Colores apropiados para las paredes

Para el color de las paredes tendrás que tener en cuenta varios factores. Debes considerar la superficie de la habitación, la intensidad de la luz presente en ella y sobre todo la temática decorativa que hayas decidido establecer.

Para una habitación espaciosa y bastante iluminada, opta por un color más bien oscuro. Eso sí, conviene prohibir el color negro y otros colores en el mismo tono, ya que se trata de un dormitorio infantil. Aún así puedes atreverte a vestir burdeos, verde o marrón. Estas cortinas capturan la ya intensa luz de la habitación. Lo cual no perturbará la vista del niño debido a los reflejos de la luz.

Si la habitación es estrecha, pero suficientemente iluminada, puedes recurrir a colores suaves y claros como el rosa, el malva, el salmón, el pastel y el blanco. Estos colores reflejan la luz y, por tanto, intensifican la iluminación de la habitación de su hijo.

También tienes otra opción para el revestimiento de paredes: el papel pintado. Esto le permitirá cambiar fácilmente su decoración a medida que su hija crezca. Además, puedes elegir papeles pintados en colores lisos o con estampados.

Finalmente, considera decorar las paredes. Ya sea que las paredes estén pintadas o empapeladas, esto es posible. Puedes pegarle mariposas pequeñas, pintarle nubes y pájaros. Es más, para sorprender a tu hija por la noche, coloca estrellas fluorescentes en el techo y en las paredes. Tampoco se rechazarán algunos marcos de fotos.

Chambre bébé fille déco

3—Muebles sencillos acordes con la habitación de una niña

Para los muebles del dormitorio, lo mejor sería que hicieras una lista para no perderte. Primero, empieza por lo principal: la cuna del niño. Hay varios modelos. Lo más práctico sería un modelo con barreras laterales móviles. Este tipo de cuna será adecuada para tu pequeña hasta los cinco años.

Luego tienes los muebles de almacenaje, incluidas las estanterías, el armario o la cómoda. Para guardar las cosas de tu hija, opta por una cómoda y estanterías que faciliten el acceso. No necesitas un vestidor grande para tu hija. Esto se debe a que la ropa, los pañales y otras pertenencias de su bebé deben estar al alcance de la mano.

Cuando el bebé tenga dificultades para conciliar el sueño, tendrás que pasar la noche a su lado. Un cómodo sofá o sillón colocado cerca de la cuna te permitirá vigilar a tu bebé sin cansarte demasiado. Si te gustan las mecedoras, esta te resultará práctica. Esta silla le ayudará a mecer a su hijo.

4—Accesorio para personalizar la habitación

Una vez amueblada la habitación, puedes pasar a la decoración. Varios elementos pueden ser útiles para personalizar la habitación de su hijo. En este contexto se encuentran, por ejemplo, los juguetes y, en particular, los ositos de peluche. Estos juguetes se pueden colocar en su cuna, en el sofá, en la cómoda.

Y no faltan opciones cuando se trata de ositos de peluche. Tienes de todo tipo y para todos los gustos. Puedes seleccionarlos según la decoración de la habitación. Algunos llevan la imagen de personajes de dibujos animados. ¿Y por qué no un osito de peluche blanco con un gran corazón rojo, un Pikachu amarillo o incluso el Rey León? Elija según el tema de la habitación. Los modelos XXL son actualmente populares.

Además, encima de la cuna puedes instalar una canción de cuna multicolor. En la tienda, tendrás muchas opciones para elegir en cuanto a modelos, colores e incluso la suave música que emite. Este juguete estimulará tanto la vista como el oído de tu hijo. Para ayudarle a conciliar el sueño, este es el complemento ideal.

Añade fotos familiares a muebles y paredes. También es una forma de darle la bienvenida a su hija a la familia. Además de eso, prepara un rincón de juegos para tu hija. Una mesita con sillas pequeñas, sin olvidar la pequeña vajilla de té que la acompaña.

Hablando de personalizar la habitación, no descuides la iluminación. Una fuente de luz principal en el techo te permitirá cambiar al bebé correctamente. Aunque también será necesaria una luz extra para tranquilizar al bebé durante el sueño: lámpara de noche de pared , lámpara de noche o lámpara de noche de mesa.

Chambre bébé fille déco

5—El lugar para dormir de la niña

La ubicación de la cama en la habitación de tu pequeña deberá determinarse con sumo cuidado, sabiendo que allí pasará la mayor parte del tiempo, especialmente durante los primeros meses de su vida. Por lo tanto, debes instalarlo correctamente para que tu hijo duerma allí tranquilo y con la mayor comodidad. Cuna, cama convertible, cama con barrotes..., hay para todos los gustos. Seguramente encontrarás la cama ideal para tu hijo.

Volvamos al lugar destinado a la cama. Apoyar uno de los lados laterales de la cama contra la pared será más tranquilizador, porque así la cama no correrá el riesgo de tambalearse o caerse. Si la habitación tiene una o más ventanas, mantenga la cabecera de la cuna alejada de ellas. Es bastante peligroso para el bebé.

La luz de la ventana no debe incidir directamente hacia la cuna. Si diriges la ropa de cama del bebé hacia una abertura como la ventana, tu hijo estará expuesto a ráfagas de viento cuando hace frío. Asimismo, en verano, tu hijo tendrá que soportar los rayos del sol.

Por último, orienta la cama para que el bebé pueda ver lo que sucede detrás de la puerta. El hecho de que el niño vea a la persona entrar en su habitación será más reconfortante para él. Entonces se sentirá más seguro. Y por tu parte, siempre podrás echar un vistazo a tu querida hija al pasar por su habitación.

Temas para la habitación de tu hija

¿En modo princesa o más bien animales y bosque? Tienes una amplia variedad de temas para la habitación de tu bebé. El tema así elegido reflejará su personalidad, porque para ella es especialmente decisivo el entorno de vida del niño desde los primeros meses.

6—El mundo mágico

A las niñas les encanta todo lo mágico y encantador. ¿Por qué no seguir ese camino? Para tu hija puedes crear un mundo de fantasía con hadas y unicornios. Estos seres que encarnan la bondad, el poder y la alegría. Esto es exactamente lo que necesitas para condicionar a una niña cuando llega a casa.

Por ejemplo, puedes instalar una alfombra decorada con un unicornio en tu habitación. Lo colocarás en el centro de la habitación. Como juguete emblemático, un unicornio mecedor será perfecto. Tu hija volará a su mundo imaginario. También puedes decorar las paredes con bonitos arcoíris.

7—El mundo de las princesas

Cenicienta, Blancanieves, Frozen, La Bella Durmiente... Todas estas princesas de los cuentos de hadas de Walt Disney iluminarán brillantemente la habitación de tu ángel. En este universo, los tonos pastel aparecen en pequeños toques, pero también como color predominante. También tienes lentejuelas, pedrería, un castillo... Para diseñar un dormitorio de princesa, reúne todos estos elementos y obtendrás un ambiente armonioso y encantador.

Chambre bébé fille déco

8— Céntrate en una atmósfera personalizada

Si no quieres conformarte con el cliché de las princesas y el mundo de fantasía, puedes crear un estilo original para tu hija. Tú decides la decoración. Elige tu color: blanco, verde, azul, rosa, fucsia... Luego decora la habitación con pegatinas de flores, mariposas, nubes y personajes de dibujos animados. La decisión es tuya. Para realzar la decoración, coloque cadenas de luces en una sección de la pared.

9—Un dormitorio original con temática oceánica

Solemos pensar que cuando el dormitorio es de color azul es sólo para niños. En realidad, este no es el caso. Si estás eligiendo la temática del océano para tu hija, el azul es el tono perfecto. Por ejemplo, puedes crear un universo donde una sirenita sea la estrella.

Como alfombra central , coge un modelo con motivos de animales marinos, y por qué no con personajes del mundo de la sirenita Ariel, con el pez Platija, el cangrejo Sébastien... En las paredes puedes pintar peces, caballitos de mar... ., en definitiva todo lo necesario para que tu hija disfrute de una decoración extraordinaria.

 

10—Una habitación en las nubes

Sigamos en el azul, pasando del azul del océano al azul del cielo. Para el dormitorio de su hija, una temática centrada en el cielo también es una buena idea. Este tono es reconfortante y aporta sensación de ligereza.  ayudará a su niño a sentirse tranquilo antes de irse a dormir.

Para esta temática estarán presentes el azul y el blanco. Y si lo deseas, puedes añadir una nota de color suave como el pastel para recordar que este es un dormitorio femenino. Como fuente de luz, puedes volver a optar por guirnaldas de luz o estrellas fluorescentes.